Las playas de México son paraísos, pero tienen problemas serios en cuanto a preservación ecológica, así que aquí están algunas medidas que tú como visitante puedes tomar para dejar huellas mucho más ligeras en estos lugares.

1. Compensa antes de salir. Al volar en avión, las emisiones de carbono afectan al planeta entero, así que puedes contrarrestar las tuyas antes de viajar al comprar tu boleto de avión, pues tienes la opción de pagar un cargo extra con lo que apoyas proyectos de reforestación.

2. Deja a las conchitas en paz. Llevarte las almejas, caracoles o estrellas de mar altera el equilibrio ecológico, pues aunque ya no son un hogar para el animalito original, muchas veces se vuelven el refugio de otras pequeñas criaturas.

3. Respeta los arrecifes de coral. Cuando estés dentro del agua en sitios de buceo, nunca toques el coral ni lo roces con tus aletas, pues en realidad son criaturas vivas y extremadamente frágiles, que viven sobre los restos de coral muerto.

4. Cuida a las tortugas marinas. Se están quedando sin lugares seguros para depositar sus huevos cuando regresan a anidar. Si ves una tortuga poniendo sus huevos no la molestes, y aunque las tortuguitas bebés son adorables, no las toques ni las levantes, deja que sigan naturalmente su camino al mar.

5. Elige actividades respetuosas con el ambiente. Explora la playa a pie, en bici, a caballo o con recorridos en barco de vela, en lugar de lanchas de motor o motos acuáticas. Elige actividades sin motor como kayak, canotaje, windsurf o kitesurf.

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.